domingo, 18 de marzo de 2018

Intente usted enamorarse en prosa


Intente usted enamorarse en prosa - primavera - poesía - Marieta Pancheva


Y que el corazón no vuele deprisa como los vencejos que nunca se posan en tierra por miedo a que se adueñen de sus alas aquellos que sienten solo en prosa.

Por miedo a que aquellos descubran a qué huelen los cerezos en flor desde las nubes y lo narren. Solo en prosa. 

Intente usted enamorarse en prosa, decía Szymborska.

Descifrar los colores de la hierba, pisar el rocío descalzos y sin verso. Cantar la lluvia desnudos, perseguir libélulas con la mirada en prosa.

Intente usted enamorarse en prosa.

Anhelar el aliento del ocaso, inmersos entre sienes y nucas, la razón de este último momento indeciso del fin del invierno. Con todas las fibras de nuestros cuerpos a punto de verso. Con todas las grietas abiertas, puertas desde los huecos que somos hacia los interrogantes a punto de primavera. A punto de sal. A punto de todo.


¿Cómo enamorarse en prosa?

Y, sin embargo, el vértigo de lo nuevo nos revuelve y devuelve a la poesía y la poesía nos rescata de las estaciones viejas, de las resacas estériles sin prisa.

¿Cómo no enamorarse en verso? 

Porque en primavera, inmersos entre corazón y otras vísceras latentes, con las ventanas abiertas, permitimos que lo nuevo nos bostece y exhale. Y que su sabor nos cambie de acordes, de partitura y de orquesta.


Poetas de nosotros mismos, que, aunque venimos de prosa, somos versos.


Marieta Pancheva

2 comentarios:

  1. ¿Cómo no enamorarse de tu prosa cosida con primorosos versos?. Un placer.

    Por si tardas en volver, que tengas una Semana Santa....¡Bella!.

    Besos. LDV

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tus hermosas palabras, Lirio. Un placer, igualmente.
    Y a veces tardo, sí, pero siempre vuelvo.
    Un saludo cordial y felices fiestas, también.

    ResponderEliminar